FITNESS

Situado en Foz, Lugo

Abre un nuevo centro, O Sol Yoga Pilates

Carolina Geneiro y Melina Miot, fundadoras de O Sol Yoga Pilates, en la sala de Pilates Reformer del centro.

Carolina Geneiro y Melina Miot, fundadoras de O Sol Yoga Pilates, en la sala de Pilates Reformer del centro.

(16-9-2020). En la provincia de Lugo, ha abierto sus puertas el nuevo centro O Sol Yoga Pilates, especializado en ambas disciplinas. El club imparte Pilates suelo y máquinas, único club en la zona que lo hace, y yoga, en las modalidades de Hatha, dinámico y aéreo, así como meditación.

Ha abierto sus puertas un nuevo centro especializado en Pilates y yoga. Se trata de O Sol Yoga Pilates, ubicado en Foz (Lugo). El club tiene al frente a las profesoras de ambas disciplinas, Carolina Geneiro y Melina Miot.

Las instalaciones cuentan con 200 metros cuadrados, destinados a la práctica de Pilates suelo y máquinas, único club en la zona que lo imparte, y al yoga, en las modalidades de Hatha, dinámico y aéreo, así como meditación. En el caso del Pilates, el centro dispone de cinco máquinas Reformer de la marca Elina Pilates, así como de diversos elementos y complementos para la disciplina.

“El espacio del que disponemos es más que suficiente para permitir la separación de seguridad de 1,5 metros entre cada una de las alumnas”, afirma Carolina Geneiro. “Además, hemos diseñado un aspecto esencial: el flujo de movimiento de los asistentes, para aumentar aún más la seguridad espacial”.

La especialista incide en que todas las clases irán acompañadas de un programa online para que los clientes puedan continuar con la actividad en casa, si así lo desean.

En plena pandemia

Tanto Carolina Geneiro como Melina Miot son profesoras de sus disciplinas. “Nuestra intención, desde siempre, fue instalar nuestro propio centro. Cuando comenzamos el proyecto fue justo cuando se inició la cuarentena, lo que nos permitió realizar diversos ajustes”, asegura Geneiro.

Tanto el diseño como la formulación del local tuvieron en cuenta las nuevas exigencias que ha comportado el coronavirus. “Ha sido diferente, hemos necesitado mayor espacio y atender a todos los aspectos que influyen en una mayor seguridad”, reconoce la instructora.

Desde la iniciación

El centro ha comenzado a funcionar desde la iniciación, tanto en Pilates como en yoga, para ir avanzando paulatinamente.  Además, “para que la experiencia sea más completa, diseñamos una serie de talleres y seminarios que funcionarán periódicamente. Habrá encuentros para compartir con amigos y familia”, afirma la profesora.

A pesar del momento tan difícil que vive el sector, Geneiro asegura que el interés de los clientes “está superando las expectativas que teníamos, con una fuerte demanda de información y de prueba, ya que esta quincena ofrecemos sesiones gratuitas para que conozcan el centro”.

Más información en www.osolyogapilates.com


No hay comentarios

Añade el tuyo