RUNNING

Su principal objetivo, participar en la Transalpine Run

Pablo Villalobos apuesta por el trail running

(15-7-2014). Tras la “decepción”, como él mismo califica, de no poder acudir al Europeo de Zurich de atletismo, y con la necesidad de “encontrar nuevas ilusiones para seguir adelante”, el maratoniano Pablo Villalobos cambia de ambiente y apuesta por la montaña. El objetivo, completar una de las pruebas europeas más duras y míticas de trail running, la Transalpine Run 2014.

Así, el atleta extremeño se ha propuesto nada más y nada menos que participar del 29 de agosto al 6 de septiembre en la Transalpine Run, una prueba compuesta por 8 etapas, 293 kilómetros y más de 13.000 metros de desnivel acumulado.

Aproximación a la montaña
Para “iniciar la aproximación a la montaña”, Villalobos explica que inició sus salidas en la montaña en junio con el objetivo de poner a prueba sus habilidades.

El próximo 19 de julio realizará un primer test participando en la Cercedilla Trail Race, una prueba de 41 km y más de 6.000 metros de desnivel acumulado, desde Cercedilla a la Sierra madrileña. En esta prueba, Villalobos explica que “contaré con el apoyo y seguimiento de Javier Flores, con el que desarrollamos una película/documental del medio maratón de Madrid”, colocando también en Cercedilla “la primera piedra de este experimento también a nivel de contenidos audiovisuales”.

La siguiente parada será en los Pirineos, con la participación en la Ultra Trail de la Vall D’Aran, contando con el apoyo de Compressport.

Prueba final
Finalmente, el 29 de agosto se desplazará a los Alpes para la prueba de la Transalpine. Un reto en el que “el objetivo no es realizar un resultado deportivo, sino vivir la experiencia”, comenta el atleta, quien adelanta que “si todo sale bien, quizás en el futuro la montaña y yo nos veamos más a menudo”.


No hay comentarios

Añade el tuyo